Depresión y pilates

Depresión y pilates 

mujer con manos en la cabeza con la patologia depresión

No es tristeza, no es duelo, no es falta de voluntad. La depresión como enfermedad es muy frecuente, presenta características evidentes al ojo del experto y no es de fácil tratamiento. Afecta a una de cada diez personas. Psicologicamente y fisicamente «hablando» es una enfermedad totalmente distinta a la obesidad, por ejemplo .

Aunque los signos para identificar un cuadro de depresión están bien definidos y son claros, sólo 1 de 4 personas afectadas recibe el tratamiento adecuado.

NO ES CUESTION DE VOLUNTAD  

¨Lo primero que hay que tener en claro es que la depresión es una enfermedad. Muchas enfermedades psiquiátricas, sobre todo esta que es más prevalente, tienen un estigma que no presentan otras patologías crónicas, lo que complica el diagnostico.

Esto hace que un porcentaje considerable de pacientes niegue su condición y sostenga que solo esta triste o que ´poniendo voluntad´ alcanza para superarla. Pero en realidad necesita tratamiento médico integral.

La depresión es una enfermedad psiquiátrica caracterizada por tristeza persistente, sentimiento de pesimismo, culpa, irritabilidad, falta de interés o de placer por las actividades que se realizan.

Además de eso, fatiga o disminución de la energía, trastornos de la alimentación o en el peso, moverse o hablar más lentamente, dificultad para tomar decisiones, concentrarse y recordar, dolores generales y problemas digestivos sin causa aparente y, en casos más graves, la aparición de ideas suicidas. 

Sin lugar a dudas, la depresión es multicausal: influyen antecedentes familiares o personales de depresión, cambios importantes, traumas o estrés.

Además de eso también influyen ciertas enfermedades o medicaciones, tener baja autoestima, ser pesimista, exposición continua a violencia, negligencia, abuso, pobreza, factores químicos del cerebro y la carga genética. 

DIFERENCIAS DE LA DEPRESIÓN CON LA TRISTEZA 

hombre psicologo com manos en el hombro de paciente mujer

En la misma línea, el psiquiatra hizo hincapié en la importancia de diferenciar la depresión de la tristeza normal. 

“Todas las personas experimentan tristeza en determinados contextos, frente a duelos o pérdidas, son etapas normales, que empiezan y terminan, estos no son cuadros de depresión. 

Si es necesario estar atento a que no desencadenen o devengan en una depresión, algo que es posible, pero afortunadamente no es lo más probable” 

1 de cada 10 personas que caminan por la calle tiene una depresión, según estudios. Si se considera la probabilidad de que una persona en algún momento de su historia sufra un episodio depresivo, esta cifra se duplica:

1 de cada 5, con lo cual nadie está exento de tener una depresión, como con cualquier enfermedad crónica.

El tratamiento de la depresión, cuando es leve, puede consistir en la indicación de psicoterapia, cambios en el estilo de vida, gimnasia, actividades de aeróbicas, dormir lo suficiente, llevar una dieta saludable y evitar el alcohol. Por el contrario, cualquier depresión moderada o grave debe estar adecuadamente medicada y contar con seguimiento médico. 

 PREVENIR RECAIDAS 

Un punto no menor en las estrategias terapéuticas es la adherencia de los pacientes al tratamiento, situación que muchas veces puede resultar un verdadero obstáculo: “al comienzo del tratamiento, los pacientes suelen adherir adecuadamente, sobre todo porque perciben que tienen un problema. Es más difícil que se mantenga así a los 6 o 9 meses, cuando los síntomas desaparecieron, pero sigue siendo absolutamente necesario que se cumpla con la terapia. Esto en ocasiones provoca recaídas y el tratamiento se hace cada vez más difícil.  

En este aspecto, puede transformarse en vital el soporte que representan los cuidadores, que suelen ser familiares y seres queridos que acompañan y asumen un papel protagónico en el manejo de las cuestiones vinculadas a la atención especial que requiere la persona. 

En ocasiones, será haciendo un seguimiento de la administración de medicación, acompañando a turnos médicos o a la realización de estudios, o bien con actividades que contribuyen a mejorar el bienestar del paciente- 

“Son fundamentales la psicoeducacion y el sostén familiar del paciente, porque cuanto más tempranamente se implemente el diagnóstico y se ponga en práctica una estrategia terapéutica, más rápido se ayuda a la persona y a todo su entorno”, remarcó el Dr. Mosca.    

DESDE LA IMPORTANCIA DE LA CONTENCION SON FUNDAMENTALES LA PSICOEDUCACION Y EL SOSTEN FAMILIAR DEL PACIENTE, PORQUE CUANTO MAS TEMPRANAMENTE SE IMPLEMENTE EL DIAGNOSTICO Y SE PONGA EN PRACTICA UNA ESTRATEGIA TERAPEUTICA, MAS RAPIDO SE AYUDA A LA PERSONA Y A TODO SU ENTORNO. 

LA DEPRESIÓN ´BIPOLAR´        

Dentro de los cuadros de depresión, existe también lo que se conoce como depresión bipolar, que se encuentra dentro de un trastorno bipolar. El trastorno bipolar se caracteriza por periodos en donde el paciente va a estar deprimido y por otros en donde va a estar maniaco o hipomaniaco, esto es tener dificultad para dormir o dormir pocas horas por la noche y al día siguiente no sentir cansancio. Otra de las particularidades es que son personas que hacen gastos excesivos, tienen una excesiva sexualidad y presentan megalomanía (creerse en todo momento que son grandiosos). Además, como signo particular, estos pacientes suelen tener decenas de planes, la mayoría de ellos fantásticos e irrealizables y, por otro lado, una velocidad para hablar y transmitir ideas que hace que en muchas ocasiones terminen perdiendo la línea de conversación.          

Hay personas a las que se les nota su capacidad para contagiar buen humor y motivación. Esta cualidad las convierte en valiosos compañeros de camino e incluso pueden contribuir a la salud emocional de los grupos en los que se encuentren. 

Muchas veces atraen la atención de los demás sin pretenderlo, simplemente por cómo se mueven y cómo hablan, y otras, desde un papel discreto, hacen que el ambiente se llene de optimismo y alegría.  

Si bien, estas personas son muy beneficiosas para el resto, no son exactamente comunes. Muchas veces son confundidas con gente que solo tiene lo que se llama carisma. Pero en esta categoría están también los narcisistas – que en realidad son egoístas y a las personas con un alto nivel de psicopatía, quienes utilizan su encanto personal para manipular y obtener beneficios de otros. 

¿Quiere saber cómo son los que realmente transmiten energía positiva?  

Manos realizando el movimiento ok con el pulgar

Para empezar, estas personas son energía positiva lo son fundamentalmente en la interacción con las demás, no cuando están solas, como si la presencia del otro sacara lo mejor de su actitud. Se trata de personas tan humanas como las demás, y al igual que el resto experimentan tristeza, melancolía. Y hay más características que puede reconocer en ellas. 

SONRIEN CON GRAN FACILIDAD 

Aunque parezca extraño, mucha gente evita sonreír, ya sea porque piensan que su sonrisa no es agradable o por una simple cuestión de imagen personal que está muy interiorizada. 

Las personas que transmiten energía positiva carecen de esta clase de inhibiciones, y en ese simple hecho hace que su bien humor se contagie mucho más. De hecho, con las sonrisas ocurre algo similar a lo que pasa con los bostezos, y a no ser que aparezca en un contexto en el que se exprese felicidad vengativa o burla, es muy probable que ver una haga que automáticamente la imitemos gracias al efecto camaleón. 

En cierto sentido, esta característica de las personas que expresan energía positiva consiste más bien en no reprimir su buen humor, y por consiguiente la causa de esto no tiene por qué ser que tengan más motivos para ser felices o para ver la vida con optimismo. 

Simplemente, se acostumbran a exprimir esos pequeños momentos.      

SON HONESTAS 

Si se le da tanto valor al buen humor de las personas que transmiten energía positiva es porque todo el mundo sabe que su felicidad es genuina. Es decir, que los momentos de alegría que proporcionan están muy cotizados, porque en el momento en el que aparecen ya se sabe que son verdaderos, y no una simple artimaña para caer bien.   

Eso significa que estas personas no modifican su encanto y su manera de expresar alegría dependiendo de con quien estén tratando y, si lo hacen, será para fingir seriedad, no lo contrario. Para estas personas ser sincero es importante pero no como para herir a otros, por lo que tratarán de decirnos aquellas cosas difíciles de enfrentar con empatía. 

DISFRUTAN COMPARTIENDO SU BUEN HUMOR  

Si alguien ve cómo sonríen, no disimularan su expresión con una mueca. Si algo las hace felices, transmiten las buenas noticias a los demás, sin guardárselas. En definitiva, estas son personas que valoran la posibilidad de hacer que sus círculos sociales se sientan mejor. Esto beneficia al resto de gente, por supuesto, pero también a aquellos que se caracterizan por su energía positiva, ya que crean una especie de “cámara de ecos” del buen humor. Se trata de una especie de simbiosis, una interesante sinergia que se establece y mejora el estado de ánimo general. 

Una característica especial de estos transmisores de energía positiva es que no están acelerados, ni eufóricos, sino que su alegría viene de la mano de la serenidad, pueden ayudar a que nos relajemos si nos encontramos nerviosos, preocupados o enojados. 

PONEN ENFASIS EN EL LADO BUENO DE LAS COSAS 

Las personas que contagian energía positiva saben que el modo en el que se vive la vida depende en buena parte de en qué clase de aspectos decidimos centrar nuestra atención. Por eso, de manera espontánea quitan relevancia a los acontecimientos que pueden ser interpretados fácilmente como accidentes desafortunados o desgracias, y construyen interpretaciones alternativas a estas vivencias que resultan más esperanzadoras o incluso humorísticas. 

En realidad, estas personas positivas no niegan los malos momentos ni los errores, solo que los enfocan con una lente diferente, la de la compasión. 

Puede ser valorado como maestros o consejeros. 

EVITAN EL ESTANCAMIENTO 

Esto no significa que estén constantemente embarcándose en nuevos proyectos impresionantes, solo que no experimentan la vida como algo que todo permanece igual, lo cual puede llevar al estancamiento emocional. Disfrutan de los procesos de evolución personal y no se quedan ancladas en los recuerdos acerca del pasado o de hipotéticos tiempos mejores. Les gusta tener pequeñas metas, que sean alcanzables. A estas personas las vemos generalmente haciendo algo, incluso mientras conversan con otras personas. Consideran el tiempo un bien valioso y lo utilizan como les parece más conveniente. 

Este optimismo vital es parte de esa energía positiva que se encargan de transmitir a todos los demás. 

EXPRESAN AFECTO Y SE PREOCUPAN POR OTROS  

Son personas que no sienten vergüenza al expresar afecto y amor no solo mediante las palabras, sino también a través de las acciones y a menudo mediante el contacto físico.

Todo eso aunque el grado en el que lo hacen depende de la cultura en la que vivan. 

Una parte de la empatía que muestran estas personas consiste en interesarse de manera genuina por la vida de los demás. Eso implica que los escuchan con interés, se preocupan por sus aciertos y fracaso; y en muchas ocasiones trataran de ofrecer ayuda desinteresada simplemente para ver cómo el prójimo se empieza a sentir mejor. 

Las personas que contagian energía positiva lo hacen por defecto con todo el mundo. Todo eso asumiendo que todos merecen sentirse alegres hasta que no se demuestre lo contrario. Por eso expresaran su alegría incluso ante desconocidos, a los que tratan de manera cómplice. 

¿DEPRESIÓN O MAL FUNCIONAMIENTO DE LAS TIROIDES? 

medico hombre tocando garganta de paciente mujer para sentir su tireoides

Esta hormona es clave para la regulación física y anímica. Su correcto diagnóstico y tratamiento puede ser la solución a problemas de cambios de humor.

Además igualmente puede llevar a la disminución de la libido, falta de energía y de ánimo. 

La glándula tiroides participa en una multitud de procesos y funcionamientos de nuestro organismo.

Sus niveles hormonales repercuten en el estado emocional de las personas que padecen su mal funcionamiento, mucho más allá de los síntomas físicos. De hecho, cada vez hay mayor evidencia de que tratando las disfunciones tiroideas algunos trastornos psicológicos mejoran, e incluso desaparecen. 

“Podemos identificar los síntomas físicos que acompañan a una disfunción tiroidea. A estas señales se unen también un conjunto de alteraciones del estado de ánimo que debemos tener en cuenta a la hora de valorar la enfermedad en su conjunto”, asegura la doctora María Alejandra Rodríguez Zía, medica clínica y endocrinóloga. 

DEPRESIÓN: HORMONAS QUE INFLUYEN EN EL HUMOR  

Nuestro cerebro está influenciado por todas las hormonas. Las hormonas sexuales y las hormonas tiroideas, por ejemplo, tienen una gran participación en nuestros cambios de humor. Esto se expresa, primero en la adolescencia, cuando comienzan a aumentar las hormonas sexuales en hombres y mujeres. También se manifiesta en la menopausia femenina, cuando declinan. Por otra parte, la libido en hombres y mujeres esta mediada por la testosterona. En ambos, a partir de los 45 años, comienza la disminución de la DHEA, hormona precursora de la testosterona, que sale de la glándula suprarrenal. Este cuadro se denomina adrenopausia y provoca un descenso (que no llega a ser una anulación) de la suprarrenal. 

“Sin suprarrenal no podríamos vivir –asegura la doctora Rodriguez Zía -, y si bien está siempre funcionando, lo hace mas lentamente. Los hombres no padecen la carencia de la testosterona, porque tienen su principal fuente en los testículos. Sin embargo, en la mujer se nota su insuficiencia en la menopausia, porque genera una caída de su libido. Esto no solo se evidencia a nivel sexual sino que también se representa con la falta de ganas y una leve depresión”. 

EXCESO DE HORMONAS 

Cuando la hormona tiroidea presenta un exceso, también genera un desbalance cerebral. Al poner la maquinaria de energía a un ritmo que exceda su natural comportamiento, puede generar un agotamiento neuronal: primero habrá irritabilidad, ansiedad e insomnio, y luego falta de concentración, atención y memoria. 

Además, tanto en el caso de hipotiroidismo como en el hipertiroidismo la libido tiende a bajar. 

Finalmente, la especialista subraya que cualquier persona puede padecer una disfunción tiroidea, pero las consecuencias emocionales se reducirán si se realiza un diagnostico precoz y tratamiento adecuado. 

SINTOMAS FISICOS Y EMOCIONALES 

PODEMOS IDENTIFICAR LOS SINTOMAS FISICOS QUE ACOMPAÑAN A UNA DISFUNCION TIROIDEA. A ESTAS SEÑALES SE UNEN TAMBIEN UN CONJUNTO DE ALTERACIONES DEL ESTADO DE ANIMO QUE DEBEMOS TENER EN CUENTA A LA HORA DE VALORAR LA ENFERMEDAD EN SU CONJUNTO.

¿COMO AYUDA EL TRATAMIENTO PSICOLOGICO EN LA DEPRESIÓN? 

psicóloga ayudando a paciente con depresión
  1. Evita el foco en los cambios físicos, algunos temporales. 
  1. Se centra en la actitud: cada persona que vive con un problema tiroideo lo experimenta de un modo diferente. No todos experimentan los mismos síntomas, ni los sufren con la misma intensidad. 
  1. Alienta a disfrutar del tiempo libre en actividades placenteras. Esto hace que los cambios hormonales afecten lo menos posible a la vida cotidiana. 
  1. Ayuda a manejar las emociones: tanto el tratamiento terapéutico como las actividades de yoga o meditación son un gran apoyo, porque pueden modificar las emociones y mejorar la calidad de vida. 
  1. Estimula el reconocimiento de los síntomas. Esto es fundamental para abordarlos de manera adecuada, y favorecer el proceso de adaptación físico y psicológico. 

DEPRESIÓN: SIN ENTUSIASMO NI ALEGRIA  

La hormona tiroidea es fundamental en el estado de ánimo y en la energía. Puede actuar a nivel del Sistema Nervioso Central, modulando el número de receptores a la adrenalina, tanto en la corteza cerebral como en el cerebelo. Por eso, “la depresión que acompaña al hipotiroidismo es debida, en parte, a una deficiencia de adrenalina”, advierte Rodríguez Zía. 

Asimismo, la serotonina cerebral disminuye en el hipotiroidismo y aumenta en el hipertiroidismo. 

De esta forma, los cambios en la concentración de serotonina intracerebral podrían explicar la sintomatología anímica de pacientes afectados por disfunción tiroidea y, en particular, por hipotiroidismo. 

Por otra parte, la especialista agrega que la deficiencia de tirosina podría generar un cuadro de depresión, en el caso de dietas extremas, porque se consumen muy bajas calorías y puede haber deficiencia de aminoácidos. “Se trata de un aminoácido secundario que se sintetiza en nuestro cuerpo a partir de la fenilalanina a tirosina (fenilcetonuria), no podemos llegar a tener niveles normales de dopamina ni de adrenalina, que son los neurotransmisores del entusiasmo, la euforia, la alegría y la libido. Por lo tanto, si hubiera falta de tirosina, ya sea por errores metabólicos, por una dieta exigente o por desnutrición, la depresión es la regla”, asegura la médica clínica y endocrinóloga            

LAS DIETAS PUEDEN SER CULPABLES 

La especialista agrega que la deficiencia de tirosina podría generar un cuadro de depresión, en el caso de dietas extremas, porque se consumen muy bajas calorías y puede haber deficiencia de aminoácidos. “Se trata de un aminoácido secundario que se sintetiza en nuestro cuerpo a partir de la fenilalanina. Ya sea por falta de fenilalanina o por fallas del metabolismo de la fenilalanina a tirosina (fenilcetonuria), no podemos llegar a tener niveles normales de dopamina ni de adrenalina, que son los neurotransmisores del entusiasmo, la euforia, la alegría, y la libido. Por lo tanto, si hubiera falta de tirosina, ya sea por errores metabólicos, por una dieta exigente o por desnutrición, la depresión es la regla”, asegura la médica clínica y endocrinóloga. 

EFECTOS DEL HIPO E HIPERTIROIDISMO 

LA SEROTONINA CEREBRAL DISMINUYE EN EL HIPOTIROIDISMO Y AUMENTA EN EL HIPERTIROIDISMO. DE ESTA FORMA, LOS CAMBIOS EN LA CONCENTRACION DE SEROTONINA INTRACEREBRAL PODRIAN EXPLICAR LA SINTOMATOLOGIA ANIMICA DE PACIENTES AFECTADOS POR DISFUNCION TIROIDEA Y, EN PARTICULAR, POR HIPOTIROIDISMO.  

ESTRÉS EMOCIONAL ENEMIGO DE LA TIROIDES 

El estrés emocional tiene consecuencias en el sistema endocrino. Su descubridor, Hans Selye, describió cuatro fases del estrés, y en la segunda y la tercera se inicia una complicación suprarrenal con disminución de la testosterona, por agotamiento. 

De acuerdo con Rodríguez Zia, el hipertiroidismo genera un estrés oxidativo y también un estrés emocional, con extenuación de las reservas de neurotransmisores. Por lo tanto, “hay que tener muy en cuenta que cuando se genera un nivel de hormonas tiroideas excesivo, paralelamente hay una cantidad desmesurada de radicales libres que van a consumir todo nuestro sistema antioxidante, de forma leve, moderada o grave. 

Esto se revierte con el tratamiento del hipertiroidismo, y luego hay que suplementar las carencias nutricionales, con zinc, selenio, manganeso, vitamina C, vitamina E, porque se ha hecho un uso excesivo de las reservas”, aconseja la especialista. 

Luego de un hipertiroidismo severo, la persona también puede quedar con carencias de neurotransmisores por el estrés emocional. La depresión se puede asociar a un estrés grave, a la falta de energía neuronal por hipotiroidismo y a deficiencias nutricionales (como por ejemplo de omega 3 y vitamina C). 

CHEQUEAR LA TIROIDES PARA MEJORAR LA SALUD. 

El hipotiroidismo se puede confundir con un cuadro depresivo. ¿Por qué? Porque la hormona tiroidea en el cerebro, al igual que en el resto de organismo, genera la energía que sale de la mitocondria, que es la usina eléctrica de la neurona. Por lo tanto, si hay falta de hormona tiroidea, la mitocondria va a funcionar lentamente y la persona, a nivel cerebral, tendrá una disminución en su atención, en su concentración y en su memoria. A su vez, tenderá a dormir más y a estar somnoliento. “Por estas razones, puede diagnosticarse equivocadamente una depresión. Pero, si se determina tempranamente el hipotiroidismo y se trata, se sale rápidamente de este cuadro”, argumenta la doctora Rodríguez Zía. 

Por otro lado, cuando la hormona tiroidea presenta un exceso, también genera un desbalance cerebral. Al poner la maquinaria de energía a un ritmo que exceda su natural comportamiento, puede generar un agotamiento neurona: primero habrá irritabilidad, ansiedad e insomnio, y luego falta de concentración, atención y memoria. Además, tanto en el caso del hipotiroidismo como en el hipertiroidismo, la libido tiende a bajar. 

Finalmente, la especialista subraya que cualquier persona puede padecer una disfunción tiroidea, pero las consecuencias emocionales se reducirán si se realiza un diagnostico precoz y un tratamiento adecuado. 

POR QUÉ SE CONFUNDE CON DEPRESION? 

EL HIPOTIROIDISMO SE PUEDE CONFUNDIR CON UN CUADRO DEPRESIVO.

¿POR QUÉ?

LA HORMONA TIROIDEA EN EL CEREBRO, AL IGUAL QUE EN EL RESTO DE ORGANISMO, GENERA LA ENERGIA QUE SALE DE LA MITOCONDRIA, QUE ES LA USINA ELECTRICA DE LA NEURONA. POR LO TANTO, SI HAY FALTA DE HORMONA TIROIDEA, LA MITOCONDRIA VA A FUNCIONAR LENTAMENTE Y LA PERSONA, A NIVEL CEREBRAL, TENDRA UNA DISMINUCION EN SU ATENCION, EN SU CONCENTRACION Y EN SU MEMORIA. A SU VEZ TENDERA A DORMIR MAS Y A ESTAR SOMNOLIENTA. 

“POR ESTAS RAZONES, PUEDE DIAGNOSTICARSE EQUIVOCADAMENTE UNA DEPRESION. PERO, SI SE DETERMINA TEMPRANAMENTE EL HIPOTIROIDISMO Y SE TRATA, SE SALE RAPIDAMENTE DE ESTE CUADRO”, ARGUMENTA LA DOCTORA RODRIGUEZ ZIA. 

¿USTED PODRIA ESTAR SUFRIENDO DEPRESION? 

Es una enfermedad que padecen 350 millones de personas en el mundo y que puede afectar a cualquier individuo, sin importar la edad, el contexto socioeconómico, ni el género. 

Como muchas otras enfermedades mentales, la depresión conlleva una importante estigmatización no solo a quienes la padecen sino a todo su entorno familiar, provocando que no se hable de ella, que se minimice, y que no se acuda en busca de asistencia profesional. 

Se trata de un desorden mental que afecta a personas de todas edades, condiciones sociales y en todos los países. De hecho en el mundo, entre 1990 y 2013, el número de personas que sufría depresión y/o ansiedad subió casi un 50%. Hoy, cerca del 10% de la población global está afectada por una o ambas condiciones. 

Encuesta realizadas en nuestro país vecino:

En Argentina, por ejemplo, no escaparon a estas cifras: un 16,3% de quienes participaron en la Encuesta Nacional de Factores de Riesgo de 2013 refirió estar ansioso o deprimido, siendo las mujeres las más vulnerables a los indicadores de deterioro de calidad de vida. 

Los jóvenes también componen otro grupo vulnerable a esta problemática. La Encuesta Nacional de Salud Escolar de Argentina de 2012 revelo que el 27 % de la población entre 13 y 16 años se sintió tan triste o desesperado que dejo en algún momento de hacer sus actividades cotidianas. 

Los niños, por otra parte, también pueden padecer este trastorno, aunque suelen presentar síntomas distintos a los de los adultos. En estos casos, pueden manifestar cambios en el rendimiento escolar, el sueño y el comportamiento. 

TRISTEZA Y DESINTERES EN EL CENTRO DE LA ESCENA 

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), la depresión es una enfermedad mental que se caracteriza por la sensación de tristeza persistente, la perdida de interés por todo tipo de actividades y la incapacidad de realizar tareas cotidianas y se la considera desde un plazo mínimo de dos semanas.  

Provoca angustia mental y sufrimiento individual y social; puede generar efectos nocivos en las relaciones del paciente con su entorno, ya sea familiares, amigos, pareja o personas de su ámbito laboral, repercutiendo en la capacidad de las personas para llevar a cabo las tareas cotidianas. 

El hecho de que sea una patología que no presenta síntomas visibles, sumado a que en general quienes la padecen no suelen hablar de ella, produce un proceso negativo que repercute en las personas, en ocasiones agravando la situación y aislándolos.

CONTRA LA ESTIGMATIZACION 

Los especialistas aseguran que hablar de esta patología, ya sea en contextos de confianza o en situaciones más públicas, genera que se reduzca la estigmatización que existe acerca de la depresión. De esta manera, establecer a esta enfermedad en el centro de la discusión podría motivar a quienes conviven con ella a que se animen a buscar ayuda y que no sientan temor por la percepción de los demás. 

Una vez detectada y con el debido tratamiento, la depresión es una enfermedad que puede controlarse y con muy buen pronóstico. Existe actualmente una variada gama de medicamentos muy efectivos que permiten, acompañados de un abordaje psico – terapéutico, obtener excelentes resultados y lograr la reinserción del paciente en sus tareas cotidianas. 

LA CONTENCION ES FUNDAMENTAL 

COMO MUCHAS OTRAS ENFERMEDADES MENTALES, LA DEPRESION CONLLEVA UNA IMPORTANTE ESTIGMATIZACION NO SOLO A QUIENES LA PADECEN SINO A TODO SU ENTORNO FAMILIAR, PROVOCANDO QUE NO SE HABLE DE ELLA, QUE SE MINIMICE, Y QUE NO SE ACUDA EN BUSCA DE ASISTENCIA PROFESIONAL 

¿PODRIA TENER DEPRESION? 

Esta especie de grilla o ´score´ tiene como fin ayudar a evaluar la situación de la persona y el nivel de necesidad de consulta con un especialista. Consta de 10 situaciones y quien responda en forma afirmativa a más de 3 de las mismas, debería estar alerta y considerar recibir ayuda profesional. 

EN LOS ULTIMOS SIETE DIAS ME SUCEDE QUE: 

  1. Estoy triste todo el tiempo 
  1. No puedo lidiar con los problemas que se me presentan / me siento abrumado fácilmente 
  1. Tengo alteraciones de sueño y/o apetito 
  1. Tengo incertidumbre sobre el futuro / el futuro me parece vago e incierto 
  1. Nada me parece importante o todo me parece demasiado importante 
  1. Tengo sentimientos de culpa 
  1. He bajado o subido de peso sin proponérmelo 
  1. Lloro fácilmente 
  1. Mi deseo sexual ha disminuido 
  1. Me sobra el tiempo para hacer todo lo que necesito 

“Responder afirmativamente a una o dos de estas situaciones aislada, no significa que estemos en presencia de un cuadro de ´depresión´, pero si lo hacemos sobre 3 o más de las afirmativas planteadas, si podría estar indicándolo, en ese caso sería recomendable una consulta con el especialista”, aconseja la doctora Ferrazzano de Solvey. 

“Tengamos en cuenta que la depresión es un síntoma de algo más profundo que está produciendo este cuadro”, concluye la especialista.    

REVIERTA LA DEPRESION SIN ANTIDEPRESIVOS 

Si la depresión es leve y esta diagnosticada, en algunos casos se puede recurrir a remedios naturales y evitar los antidepresivos. Siempre debe indicarlo el médico. 

Alrededor de dos tercios de las personas con depresión no son diagnosticadas. La consulta al médico siempre es importante, pero también existen determinadas estrategias que puede incorporar para combatirla y que complementan su tratamiento e incluso pueden evitar que su estado avance. 

IDENTIFICARLA ES LA CLAVE  

La depresión es mucho más que ese sentimiento de tristeza ocasional o angustia. Una serie de criterios de diagnóstico utilizados para evaluar la depresión son el sueño, el interés, la culpa, la energía, la concentración, el apetito, la psicomotricidad y el suicidio. Si cuatro o más de estos padecimientos son una preocupación, sin duda está ante un caso de depresión aguda. 

Es importante observar los síntomas además de los cambios de humor y también considerando la información relevante de la familia y amigos. Si se ha sentido deprimido (o ha observado comportamientos depresivos en amigos o familiares) durante dos semanas o más y ha perdido el interés en actividades que antes disfrutaba, considere las opciones de tratamientos complementarios a una terapia. 

ESTRATEGIAS PARA COMBATIR LA DEPRESION 

Estos consejos tienen efectos positivos y son accesibles. No reemplazan la consulta con un especialista, sino que son herramientas extra. 

  • Haga una limpieza emocional  

Es idóneo pensar en la depresión como una señal de que su cuerpo y su vida están fuera de equilibrio, en lugar de una enfermedad. Por lo tanto, es fundamental intentar recuperar el equilibrio. 

Una de las principales formas de hacer esto implica combatir las emociones negativas que puedan estar atrapadas debajo de su nivel de conciencia. Un buen método de limpieza emocional es la Técnica de Liberación Emocional (EFT, por sus siglas en ingles), una forma de acupresión psicológica. Cada vez son más los psicólogos que complementan los tratamientos con EFT. 

  • También hay otros métodos eficaces para el control del estrés que podría intentar, como la meditación, la escritura, ejercicios de respiración, yoga o simplemente compartir sus sentimientos con un amigo cercano. 

HAGA EJERCICIO CON REGULARIDAD 

El ejercicio regular es una de las “armas secretas” para superar la depresión. Funciona al ayudarle a normalizar los niveles de insulina mientras aumenta las hormonas en su cerebro que lo hacen sentirse bien. 

El ejercicio físico cambia el nivel de serotonina en el cerebro y aumenta los niveles de endorfinas, “hormonas que lo hacen sentirse bien”. 

No es necesario que pase largas horas en el gimnasio. Elija la actividad física o deporte que más lo entretenga. Aqui es donde entra el método pilates.

Beneficios de pilates

mujeres realizando ejercicio de pilates conocido como sidebend

La función del ejercicio fisico para ayudar en la depresión ya fue comprobada por diversos estudios. Tanto en el caracter individual de una persona cuanto en el social clientes dicen sentirse bien prontamente después de haber realizado ejercicios fisicos. Y ese es un efecto que permance por horas.

Ya esta comprobado que pilates estimula la sensación de bien estar. Desde ese punto de vista, pilates es definido como una disciplina que incrementa la sensación de sentirse bien, ya que libera endorfinas de la felicidad.

Pilates deberia ser promocionado por instituciones que tratan o previenen la depresión.

Según estudios clientes que realizaron clases de pilates después de 12 semanas incrementaron el nivel de seretonina. Tuvieron una pérdida de hasta 33% en el nivel de intensidad de la patologia.

La resistencia muscular es mejorada signitivamente entre 20 a 35% y eso incluye la resistencia abdominal.

La flexibilidad mejoró en hasta 48%

Todo eso contribuye a ayudar para una mejoría de la patologia.

MEJORE SU NUTRICION 

Otro factor que no debe ignorarse es la alimentación. Los alimentos tienen un gran impacto en el organismo y en el cerebro, y comer alimentos enteros apoyara mucho más su salud mental y física. 

Evitar el azúcar (especialmente la fructosa) ayudara a normalizar los niveles de insulina y leptina, que es otro aspecto importante de la depresión. El azúcar causa inflamación crónica, algo que altera la función inmunológica normal del organismo y puede causar estragos en el cerebro.  

DEJE QUE ENTRE EL SOL 

¿Alguna vez han notado lo bien que se siente cuando sale a tomar el sol? La respuesta está en que al exponerse al sol su cuerpo produce vitamina D, que colabora con el buen estado de ánimo. Tome los recaudos necesarios para cuidar su piel. No se exponga en horarios picos y sin protección solar.

Hágalo por lo menos día por medio durante 10/15 minutos.  

¡NO TENGA MIEDO! 

LA DEPRESION PUEDE CONTROLARSE, LO IMPORTANTE ES RECONOCERLO Y ESTAR ALERTA, CUANDO ANTES TOME CONCIENCIA DE LA SITUACION, PODRA CONTROLARLA MEJOR. NO TENGA MIEDO A RECONOCER SU ESTADO Y A SINCERARSE. 

SU ALIMENTACION ES FUNDAMENTAL 

Incorpore en su alimentación alguna grasa de alta calidad de omega-3 de origen animal, como el aceite de krill. Este puede ser el nutriente más importante para un funcionamiento cerebral óptimo, lo que impide la depresión. 

El DHA es uno de los ácidos grasos de omega-3 que se encuentra en el pescado y el aceite de krill. Nuestro cerebro es altamente dependiente de ello. Los bajos niveles de DHA se han relacionado con la depresión, perdida de memoria, esquizofrenia y enfermedad de Alzheimer. 

Conclusion del articulo de pilates y depresion:

Pilates es un complemento para ayudar a prevenir o tratar la depresión. En ningún caso deve ser utilizado como una cura única y específica para la patologia. Aconsejamos siempre a que hagan un tratamiento indicado por su profesional médico. Todo eso utilizando el pilates como terapia complementaria a las indicaciones del profesional, a fin de acelerar la recuperación del paciente.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *